“Habia una vez un puente” cerró un ciclo en homenaje a Piazzolla

 

Como cada año, el Colegio IDRA presentó el Festival Artístico que marca el cierre del ciclo lectivo, y en esta oportunidad, fue con “Había una vez un puente” en el Teatro Auditorium, con cuatro funciones a sala llena.  La obra, completa un 2017 con múltiples homenajes al bandoneonista marplatense Astor Piazzolla, que incluyó historias teatrales, conciertos, actividades especiales y hasta una instalación interactiva con forma de bandoneón.

La obra escrita y dirigida por Alejandra Pache  y Graciela Larrieu, estuvo protagonizada por Guillermina Falcone (María), Gisela Eguillior (María), Patricio Durán (Tomás) y Gonzalo Brescó (Platini), y refleja la historia de un tradicional e histórico puente que une los barrios de La Boca y San Telmo, al que quieren demoler. Es entonces cuando ambos barrios se unirán y desarrollarán su creatividad para lograr que el plan del malvado“Platini” no se lleve a cabo. En el camino tenderán puentes entre vecinos de ambos barrios, unidos por la pasión por la música y el arte.

La canciones, las coreografías y el colorido vestuario acompañan y enmarcan esta historia que cuenta con músicos en vivo (Carlos González, Valentín Navarro, Pablo Albornoz, Juan Pérez Ludueña, Gerónimo Saborido  y Carola Larrachart), además de las cantantes  Karina Armüt y Julieta Dorronsoro. El equipo se completa con la pareja de milonga formada por Roxana Umpierr y Ezequiel Ristenpart, las bailarinas Milena Goñi, Eugenia Costamagna, Florencia Morcia, Belén Varela, Jesica Arias y Ángeles Verón, los malabares de Lucas Ruiz, las intervenciones de Virginia Zamora (clown), y por supuesto, la gracia y dulzura de los alumnos que se suman en cada momento de la historia.

 El diseño y realización de la escenografía y utileria estuvieron a cargo de Natalia Santocildes y Dolores Pasolini, con la colaboración de Isabel Chabert y Jorge Oliva, mientras que el vestuario es de Laura Romeo y Virginia Zamora.

La pieza fundamental de la obra: el puente, tuvo como inspiración y base el bandoneón interactivo desarrollado en un proyecto conjunto entre el EMTUR, la Fundación Astor Piazzolla y la Fundación Profesor Román González del Colegio IDRA. Esta instalación,  permitió a cientos de miles de personas conocer la música de Astor y sentirla desde adentro.

Durante julio, el bandoneón estuvo en el teatro Auditórium como parte de “Desaburrir el invierno”. Y en octubre viajó a Buenos Aires representando a Mar del Plata en la Feria Internacional de Turismo, en la Rural, por donde pasaron más de 100.000 personas. Y el pasado sábado se convirtió en un símbolo que celebra la unión, la creatividad y la música.