Hilda Lizarazu trajo a Mar del Plata el show que recientemente presentó en Europa, en el que recorre su carrera solista y junto a Man Ray, además de clásicos del rock nacional. La cantante estuvo este viernes 20 de septiembre en Teatriz. Cobertura de ShowMardel.

Cuando un artista llega a una etapa en su carrera en la que tiene ya uno o varios “grandes éxitos” para armar un listado de temas, son muchos los recursos a la hora de crear un nuevo show. En el caso de Hilda Lizarazu, al planificar una gira europea, decidió incluir además de sus canciones solistas y las de Man Ray, clásicos del rock nacional de otros autores.

Y ella no sólo le pone su cristalina y afinada voz, sino que su propia historia le permite recorrer con comodidad todas esas composiciones ¿Cómo no cantar “Buscando un símbolo de paz”, si durante años acompañó a Charly García en miles de escenarios y en varios discos además? Y también formó parte de otras dos bandas emblemáticas de los 80: Sueter y Los Twist. Así van yienen los clásicos, desde “La balsa” (Litto Nebbia) hasta “Seguir viviendo sin tu amor” (Spinetta), pasando por una versión reggae de “Juntos a la par” (Pappo): todos suenan conocidos, pero renovados a la vez en climas y arreglos.

Acompañada del italiano Federico Melioli (en teclados, guitarra, voces y samplers), Hilda con o sin su guitarra, se mueve con soltura y simpatía por el escenario, y se permite “salir de la lista” para complacer pedidos del público como “D10s” (del álbum “Hormonal”-2007) y “Amapola” (de su primer disco solista, “Gabinete de curiosidades”-2004), con anécdotas de por medio. “En España, se nos cayó una actuación, y nos ofrecieron cantar en una Iglesia. Tuve que hablar con un cura, y me preguntaba qué música hacíamos. Le canto a… Dios”, comentó.

Y no podía faltar “Sola en los bares”, de “Perros de la playa” (1991), álbum que catapultó a Man Ray, continuando con “Hombre rayo”, disco que tuvieron que reeditar en su momento para incluir “Todo cambia”, canción que fuera incluida en la popular tira adolescente “Montaña rusa”. Todos estos datos, sumados a fechas, los relataba Lizarazu, bromeando que “le encanta decir esa información” de años y discos, y opinando sobre esta era digital en la que “ya los discos casi no existen”, por las descargas de canciones, y en realidad se conocen por los videos, listas de reproducción, etc. Pero igualmente, dijo que “los artistas necesitan grabar discos”, y avisó que tenía 10 copias de su último CD “La Génesis” para “ofrecer y firmar a la salida del concierto”.

“La Génesis” incluye esas “canciones emblemáticas del rock argentino” -como se titula el show- de las cuales Hilda ya es parte, con su “propia Génesis” y estilo. “Ahora estamos haciendo esto, pero en dos años no se”, contó. Pero luego reflexionó y recalcó: “en realidad, pienso lo mismo de desde 1985, y acá estamos”.

Leave a Reply